Estáis y se agradece

Mostrando entradas con la etiqueta Versear de una rana. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Versear de una rana. Mostrar todas las entradas

12/5/17

Carta de amor

CARTA NUMERO CATORCE
Recogiendo mis propias migas

Recibo con amor esas razones
que me llenan de dulce melodía,
y hacen de sentirme en sintonía
con férvido clamor en las pasiones.

Percibiendo mi canto de emociones
de esperas que imaginan ese día...
Se prepara mi cuerpo, tu ambrosía
deseando caricias e ilusiones.

No dudes del amor de mis sentidos,
me ofrezco sobre el ara de mi vida;
dulzura de quererte sin olvidos...

de entrega placentera, consentida,
que estremece mi vientre en sus fundidos...
¡Soñarte se convierte en sacudida!


Elisa

Gorrioncillo de luces


En la luz de las almas hay un brillo
que nos depara siempre sus favores;
el amor se complace entre las luces
regalando también otras canciones.

Si las luces del alma son regalo
y ellas van anunciando sus colores;
hay que darle a la vida nuevos cantos
y sentir como llueven ilusiones.

Si este viejo gorrión entristecido,
siente el alma repleta de sus luces; 
dejémosle cantar por el camino
olvidando las ramas de via crucis.

Cuando el verso convida a bello canto
echándose a volar en sentimientos,
es que siente la vida sin tormentos
regalándole amor a todo llanto.

No hay más razón de vida que lo lleve
al pobre gorrioncillo en nido arriero;
que sentirse en sus sueños de montañas
y por valles cantando en los potreros.

alattkeva-09: en "El Ruiseñor"
Abr 16, 2009
PoetasUniversales 

21/9/16

Versos emplumados



¿Soñarán las aves
por ramas posadas,
por bosques y montes
ríos y vaguadas?
Se verán volando
tendiendo sus alas,
en agrestes cumbres
por vientos llevadas.
Soñarán amores
cuidando sus nidos,
cantando felices
las notas sus picos.
De emplumados trinos
que alegran la flora,
conciertos campestres
que nos enamoran.
Son divas de adorno,
bellezas aladas,
surcando los cielos
se van en bandadas.
Y yo, las envidio,
su plumón al viento,
cruzando el espacio
desafiando el tiempo!
Soñarán las aves
al cerrar el día,
volando a la rama
hogar de sus vidas.
Y por los trigales
esperan insectos,
semillas doradas,
condumio perfecto.
 "Ranita Azul"

18/9/16

Caricias a la luna (2)


Al vaivén de mi barca
hay sonidos de versos,
y se siente que ondula
un bogar por esteros...
Por las cimas del alma
se preparan los vientos,
y en celajes azules
vuelan aves de fuego.
Hay un bálsamo mío
que es brebaje de sueños,
de palabras tesoros,
conteniendo silencios.
Quien imita mi rima
nunca lleva mi esencia;
pues la 'rana' la tiene
de su luna y la alienta.
Ella cuelga poemas
por sus nubes de cielos,
y los leen las estrellas
acunando luceros.
Voy izando mis velas
mientras junto palabras;
todas llevan aromas
del amor de mis charcas.
Otros mares esperan
esos vuelos que se aman
y se sienten caricias,
de la brisa en el agua.


alattkeva. en: "Ranita Azul"

13/6/16

Verano

Tiempo de reposo
debajo del agua,
los cielos soleados
arriba en su fragua.
El verano invita
a cada cigarra,
a sentir la vida
del palo que agarra.
Y por los sembrados
que estan florecidos,
cosechas prometen
los campos floridos.
Las lluvias dejaron
un gozo campestre,
y el campo feraz
se nota en lo agreste.
La vida reposa
debajo del techo,
y el calor azota
a rosas y helechos.
No corre la brisa,
tampoco hace viento,
y, ayer esos dos
iban tan contentos.
Lo que más me gusta
de todo un verano,
es pensar que llevo
amor en mis manos.
Y la barca mía
va cruzando a nado,
este mar de sueños
con ellos al lado.

alv-"RanitAzul"

17/5/16

Croar de ranas

Foto: alattkeva (2016/74 años)
Un recuerdo me habita de camino
y consigue servirme de alimento,
se convierte en placer dando su aliento
a los saltos cansados de mi sino.
Con las luces del alba ya se siente
el silbido del mirlo en el ramaje,
alegrando a los montes y al paisaje
y gorjea al amor del ave ausente.
¡Y qué bueno es hallarse a la alborada
siendo parte de vida que ilumina,
a otro cielo que nunca se termina,
porque abriga su sol a mi llegada!
Y por estos detalles que vivimos,
dan sus saltos las ranas de añoranza,
porque buscan con ellos la esperanza,
'zambullidas' felices en su limo.
Son las ranas azules que se quieren
por las charcas de versos entre lotos;
invitando a la luna a su alboroto,
ellas croan al amor hasta que mueren.


"Ranita Azul" desde Yahoo Mail con Android

14/5/16

Selene, lo sabe (Inspiraciones)


***
Estos versos llevan
razones del alma,
con la edad madura
de luces preñada.
Su tenaz viajero,
habita su calma
guardando un secreto,
lleno de esperanza.
Y sabe que tiene:
la rosa temprana,
el candor ocioso
que el verbo devana.
La hondura cautiva...
La mar muy lejana...
La palabra amable
surgiendo del alba.
Y un rostro en la noche
de luna cansada,
que guarda en sus nubes
su llanto de plata.
...
¡Selene lo sabe
y está emocionada!
Por eso la quiero, 
a ella le encanta,
mirarse en mis ojos,
abrazarme el alma.
Arrullar mis sueños 
por nubes, descalza.
Y sé que me lee
y baja a mi charca,
vigila mis noches
asomada al agua.
Si soy la que lloro,
refleja en el limo
la luz de sus rayos
de amor y cariño.

¡La rana suspira,
conoce el destino!

Australia Elisa Lattke Valencia en: "Ranita Azul"

8/5/16

Estrofas inmateriales

(Imagen de Internet- ¡Gracias, Diego!)

Guirnaldas de estrellas viejas
se suspenden de unos ojos,
y bajo el manto encendido
de una luna enamorada;
naufragan unos luceros
buscando luces al alba,
viendo que pasa contenta
luciendo bellas sandalias.

Hay rumores de vientos
y en maratón, van que saltan,
por un desierto de sueños
sujetando sus pestañas.
Y por las ramas se cuelgan
los orbes de luz sagrada,
donde se agita el amor
y se condensa la calma.

Son tantos anocheceres,
donde suspiran las almas,
que un frenesí de ilusiones
se arremolina y les baila;
para alegrar a la vida
que llora sobre la almohada;
y escribe versos azules
en los remansos de charcas.

Australia Elisa Lattke Valencia en: "Ranita"

19/2/16

La sal de la prosa (surrealista)


Quisiera no decir nada cuando pienso,
porque callar cuesta y por eso lo escribo
y voy desnudando el sentimiento
e impávido, lo miro.
Recoge de mí su propio influjo
y, echándolo a volar como pompa de jabón, estalla.

-Pienso, que si llevase un espíritu alborotador,
consciente de sus actos, me haría un favor...
Podría pulverizarse en luz
y tendría su momento de gloria.
Pero sólo salpicaría el aire que se respira
y eso le basta. Es poco o nada ambicioso.

Por eso mismo,
me detengo delante de mis poemas, lo observo
y suspiro en el marco descarado de mi ser.
Me cuesta avanzar por encima del humo del éxito.
Y la ironía me toma de la mano y danza conmigo.
¡Ingrávida en el tumulto, río y tropieza conmigo!
-Ah, necesito del humor para sentirme viva.
Despojada de vanidad, desierta de aplausos.
dejo una pizca de sensualidad sugerente,
pero con la certeza de su vanagloria precisa;
-me mantengo con sal gorda sobre la propia piel.-
(Me acartono en salmuera como dueña de mi realidad)

Puedo inquietar al salero del mar, sí,,,
Por tanta simpleza ocurrente
y sé que la viga en ojo ajeno, se recrea con su lágrima.
Porque, agotadas todas las estaciones de la vida,
después de muchas felices primaveras,
queda el influjo silencioso de los astros con sabor a mar,
y, alguna ola desesperada, confundida y celosa
le da por meter la paja en el ojo propio...
barriendo su viga a lambetazos.

alv. en: "Ranita"

17/2/16

Decadencia



La lumbalgia me tiene ya postrada
y los huesos reclaman una cuota,
pagaré con dolores mi derrota
si la vida se queja en su jornada.

Se claudica en la lucha y, desarmada;
eres parte de la inútil alma rota,
pero vives pensando en esa nota
que te deja un latir por estacada.

Nunca vives un tiempo despejado;
sí, el cerebro, muy lleno de su gracia,
 y es por eso que estás ilusionado.

Porque piensas, que hay algo de autocracia,
que nos hace especiales en lo dado,
aunque todo, lo arregle la farmacia.


A. Elisa Lattke V. en: "Ranita Azul"









Versos migratorios

Sé que esperas que cuente en mis poemas
musitando al amor en una cuita,
que despierten el ánimo cansado
unos versos que saben qué te incita.
Tú me sabes de amores ya tardíos,
y ardorosas palabras de consuelo,
del encanto que marcan su donaire
y las vemos subir a todo cielo.

Son los versos sin alas, migratorios,
con sus cantos sin nidos, van muy lejos
y los vemos lanzarse a su aventura,
mientras buscan latir en otros cuerpos.
Y me gusta hasta ver su desespero,
cómo sienten la vida y pierden plumas,
mas felices, recorren los vacíos
que separan distancias de sus brumas.


A. Elisa Lattke V en: "Ranita Azul"

La rana de la luna



Si la vida nos cambia nuestro sino
sin oír el tic-tac de la mañana,
poco importa pensar si alguna rana,
se la pasa cantando a su destino.

La conozco a la rana y la adivino,
con su croar feliz y con su nana;
despertando a su bosque y, campechana,
les ofrece a las hadas hasta un trino.

¡Y la quieren los 'duendes' saltarines
y su luna la adora bien radiante,
y en las charcas de lotos se refleja!

Adorables chirrían chapulines
aguardando a 'la dama fulgurante',
que prefiere danzar cuando se aleja.


A. Elisa Lattke en: "Ranita Azul"




26/11/15

El gusanillo de la conciencia



Dibujo: alattkeva
,

(Una anécdota)

Me pregunto por qué no todo digo...
"¡Si lo cuentas, tampoco pasa nada!"
-Me aconseja una larva colorada
mientras come sandía y algún higo.

"No te calles... Es bueno, hubo testigos."
-Me recuerda otra larva de ensalada,
masticando feliz, desvergonzada,
pues conoce del alma sus ombligos.

Quien protesta irritada y convencida:
"¡te conozco mujer, cómo te enrollas,
cuando sueltas el carrete de la 'olla',
desconciertas, sin orden ni medida!"
...
¡Y me callo, pensando sus razones,
de expresar con enfado y repiquete
lo que pierde al perder su cojinete;
sin guardar compostura en opiniones.

Pues compruebo que un alma no es perfecta...
Me suplico a mí misma la paciencia,
evitando me lleve la imprudencia.
Pues callar es lo sano en interfecta.

Yo, 'la Vieja', que escucha en una fila,
no esperaba el regalo de improviso,
por sentirme en el quite, un compromiso,
asumiendo papel, ¡no soy Sibila!

"Cada alma descarrila"
-Me digo para mí y así descubro,
dos copias y un mensaje y lo elucubro.


"Ranita previsora"

21/10/15

Cantos de charca rodados


Me despertaron las luces...
Los ojos que tiene el alba
en los párpados del día,
abriendo sus dos ventanas.

Enseñándome su luz,
dos gemas de amor brillante,
me mira de sus confines
donde voy de caminante

Su faz, destella la vida
a pesar de tanta zarza;
y me regala sonrisas,
oferta de una esperanza.

El viajero que la ve,
torna de nuevo sereno,
por la senda de sus ojos
a contemplarla de nuevo.

Por eso cuando despierto
miro su cielo estrellado
y mi jardín de los sueños
de sus pestañas colgado.

A veces, la luna insome
pasea su ansias y calla,
luciendo bata de encaje,
hecho con nubes de plata.

Por esos cantos rodados
entre los lotos ya duermen,
las sombras que rompe el alba
leyendo cuentos de duendes

Los versos cruzan los mares
en ondas de pensamientos,
vuelan en hojas de otoño
un rimero de recuerdos.

La bella sabe de ranas
y, asomándose coqueta,
cuando quiere, deja un beso
y con nanas la despierta.

*
alv en: "Ranita Azul"

15/10/15

Croar de ranas


Un recuerdo me habita de camino
y consigue servirme de alimento,
se convierte en placer dando a mi aliento
a otros 'saltos' cansados de mi sino.

Con las luces del alba ya se siente
alegrando a los montes y al paisaje
y gorjea al amor del ave ausente.
un silbido de mirlo en el ramaje,


¡Y qué bueno es hallarse a la alborada
siendo parte de vida que ilumina,
a otro cielo que nunca se termina,
porque abriga su sol a mi llegada!
Y por estos detalles que vivimos
dando saltos las ranas de añoranza,
ellas buscan en ellos la esperanza
'zambullidas' felices en su limo.
Son las ranas azules que se quieren
por las charcas de versos y sus lotos;
invitando a la luna a su alboroto
y disfrutan su croar hasta que mueren.



alv en: "Ranita azul"

10/10/15

Son remos sin barca



Escribo poemas

y no soy poeta,
soy aficionada
creativa e inquieta.
...
Por eso me tiemblan
las manos aladas,
los dedos son plumas
y el amor los calma.
 Porque en esos vuelos 
se llevan mis sueños, 
la escarcha y las nubes 
con todos mis versos. 
Escriben y escriben 
su montón de nadas, 
ilusorios tiempos 
por la faz de un alma.
Mas nunca se entiende
el por qué se escribe
no cuentan las sílabas,
o la inercia mide.
Y cuando lo piensas
te callas, suspiras,
convertida en duende
hartándome a risas.
Hablas con violetas
que nacen silvestres,
amigas del grillo
con gabán de nieves.
Y ves amapolas
en cada verano,
y crees que están muertas
pero están soñando.

Por eso me siento
tan leve, tan leve,
que si Dios me llama,
dejo que ¡me eleve!
Y, en cualquier momento
me doy toda entera,
con rimas de aromas
que en el aire vuelan.
No temo la ausencia,
porque voy sumisa,
¡si es que ya me siento
ser hoja en la brisa!
Por las altas cumbres
del mar que separan,
unas tristes manos
son remos sin barca.

Australia Elisa Lattke Valencia 

22/9/15

Escribo por no dejar...


Escribo por no dejar...
Y si lo dejo no escribo,
escribo por escribir
y del pensar no lo digo.
Por renglones siempre ando
y hasta tropiezo en alguno,
ellos llevan al inicio
y su final muy seguro.
Pues cuando empiezo escribir
no sé, si el camino tomado,
me lleva por donde quiero
o me deja en cualquier lado.

Escribo sin ton ni son...
y con el son me entretengo,
pues la rima marca el sitio
por donde llevan los versos.
Y para no perderme en ellos
la estrofa deja sus huellas,
consiguiendo con señales
llegar feliz si no vuelas.

¿Quién me dice que no es magia
esto de jugar con rimas?
esto de jugar con rimas?
¡Aunque baile entre los versos,
las palabras acarician?
Por eso nunca me importa
pensar en la inspiración,
pues la tengo como amiga
al lado del corazón.
Ella... nunca a mí me busca
porque me tiene segura,
me sabe dentro, en su charca,
iluminada de luna.
Y por tenerla agradezco
el bienestar que me ha dado,
al regalarme un suspiro
en su cielo encapotado.

A. Elisa Lttke V. en: "Ranita azul"

10/8/15

Mi cursor es mágico

Visto a la joven de tiempo
con su pamela de verdes,
de ensortijados cabellos
y de sueños bien alegres.
Por el rostro veo un gozo,
lo completa la sonrisa,
para elegrar su semblante
de sonrosada alegría.
¿Quién te viste niña hermosa,
quién dibuja tu carita,
quién suspira si te ven
con aires de maravilla?
¿Quién traza bello diseño
y disfruta con la forma,
para sentir en sus dedos
el trazo que te transforma?

Sobre el soporte dibujas
con el cursor una idea,
y la envuelves en pashmina
con su diseño de seda.
Si el Arte no lleva gracia,
menos imaginación,
si no se siente su embrujo,
olvidaste tu ratón.
Emoticón smile

Emoticón heart
"Ranita"


* Es necesario hacer este tipo de ejercicio manual, como también mental.
Cuando la artrosis se va apoderando de mis dedos, entorpeciendo el movimiento, lucho con mis articulaciones para combatir de esta forma curiosa las molestias que causa el entumecimiento de los dedos, a veces el dolor. Aparte, enriquezco momentos que le dedico a la honesta obra de mi creatividad. Mucho mejor es utilizar grafitos, pinceles y espátulas,
facilitando el movimiento como ése tratase de pintar el viento.
.Recomiendo ese obsoleto programa que todos tenemos en el Pc, es el más básico, el " Paint de Windows".pues otros facilitan las cosas con más amplitud y el esfuerzo es mínimo.  Sólo necesitáis un poco de habilidad sobre el soporte en blanco u otro color, y si sabéis dibujar y pintar no hay problema. Recordad que debéis utilizar todos los dedos en el teclado para que no se agarrote el resto por la posición que se adopta con sólo tres o dos dedos de cada mano. 

4/1/15

¡Luna!

¡Luna!

Por los mares de tu cielo
siempre me hallo muy a gusto,
y me calmo en las neblinas
otras brumas de disgusto.

Quedan huellas de caricias
por esteros de la luna,
las miradas de ella llenas
de sus ojos de ternura.

Entre tantos huracanes
eso espera aquél viajero,
arrancado por la fuerza
de sus mares y su cielo.

Hoy los tiempos ya son otros
pero tienen su aliciente,
recordando por los juncos
el calor al sol poniente.

Pues las ranas necesitan
alimento de la altura,
dando saltos interiores
donde guardan su lisura.

Si supieses cuanto pienso
sin pasarme del segundo,
si hay amor no se desgasta 
a quien vela su minuto.

Las miradas hacia dentro
se conciben en un sueño,
ellas llevan en sus viajes
el amor hacia su dueño.

Entre tantos huracanes
siempre esperas un viajero,
arrancado por la fuerza 
de los vientos del anhelo.

Tú vas ebria de caricias
de poetas traicioneros,
de rapsodas recitando
su conquista con anzuelo.

Pero a mí que me conoces
ya me sabes arroyuelo;
serpenteo por tu mundo
y me buscas de consuelo.

Siempre estás allí colgada
gravitando en lo celeste
y no sé si allá tan lejos,
me iluminas en lo agreste.

Pues soy rana de lagunas
por las charcas y humedales,
por los montes de la mente
donde dejo mis pesares.

Quiera Dios que en tantos viajes
a las almas de tormenta,
nos regale lluvia y risas,
alegría y más paciencia.  

¡Porque siento que desmayo
entre tantos sueños rotos;
y por eso hay desaliento
con mis llantos y sus mocos!

Sí, soy rana, ya lo sabes,
diminuta y, azul zafiro,
una joya en firmamento
de tus ansias, ¡paraíso!
*

A. Elisa Lattke Valencia en: "Ranita Azul"



3/1/15

Algo queda...



Quedan rosas florecidas
aromando los inviernos
y los pétalos guardados
entre libros y cuadernos.

Quedan sueños y caricias
retozando en las almohadas
con los cómplices silencios 
enredados por las sábanas.

Quedan siempre las promesas,
las sonrisas y recuerdos 
y las lágrimas felices
recordando muchos sueños. 

Y son más tantos 'te quiero'
que estremecen las estrellas
y hasta lloran los luceros
sin la luna y sin sus huellas.

No olvidemos los abrazos
esperando amados cuerpos,
que los amen y les digan
que sin ellos están muertos.

Es por eso que se piensa
el por qué tanto añoramos
como seres dependientes
de la vida a la que amamos. 

Queda un tiempo reservado
a la espera de algún cambio,
una opción, una promesa,
algo nuevo sin engaño. 

Queda más y ya lo sabes
de este ser de carne y hueso
que, aún sabe quien lo tiene
mientras mueve el esqueleto.
...
Algo queda no me engaño
no me niegues esas cosas,
que la vida se hace corta
y hay aroma de las rosas. 


"Ranita Azul"